Lisboa
es una ciudad que tiene un tinte elegante, con mucho carácter, con un gran encanto y atractivo turístico y sobre todo, una ciudad completamente flamante. Por ser una ciudad marítima, sus habitantes son comerciantes naturales y constituyen una gran mezcla étnica, haciendo que haya mucho para encontrar y disfrutar, por ello quienes buscan en Lisboa que ver, pueden encontrarse con una gran cantidad de actividades y sitios muy atractivos.

Debido a la gran cantidad de lugares hermosos que hay en la ciudad, los hoteles en Lisboa mantienen grandes registros de visitas a sus instalaciones por parte de cientos de turistas que llegan a la ciudad con el ánimo de buscar en Lisboa que ver. Muchos lugares de interés, y a continuación enumeramos algunos de estos sitios, los cuales hacen de Lisboa una ciudad totalmente mágica.

Baixa es una red planificada de calles establecidas después del gran terremoto de 1755. Este es el epicentro de Lisboa, con elegantes tiendas y restaurantes. En Baixa hay muchas cosas importantes de la arquitectura neoclásica, y el área es considerada por muchas personas como un importante Patrimonio de la Humanidad. En este sector se pueden encontrar muchos de los mejores hoteles en Lisboa, y es por ello que muchas personas tienen a este sitio como uno de sus preferidos cuando buscan en Lisboa que ver.

Alfama es todo lo contrario de la apertura de Baix. Esta área sobrevivió al terremoto, y es un sitio original de la ciudad medieval de estilo árabe, con hermosas callejuelas y con casas encaladas. Aunque en este sector no hay tantas opciones de alojamiento, es cierto que algunos de los más lujosos hoteles en Lisboa se encuentran cerca de Alfama.

De particular interés en Alfama se encuentra Feira da Ladra, también conocido como El Mercado de los Ladrones. Este es un interesante paseo desde la estación de Apolonia. El mercado está abierto los martes y sábados por la mañana y es uno de los mejores lugares que los turistas pueden visitar cuando buscan en Lisboa que ver y disfrutar.

En el sector de Belen se encuentra El Monumento a los Descubrimientos. Muchos hoteles en Lisboa tienen hermosas vistas a dicho monumento, el cual es de los más representativos de Portugal. El monumento fue inaugurado en 1960 como parte de las celebraciones por el 500 aniversario de la muerte de Enrique el Navegante. Muy cerca se encuentra el Monasterio de los Jerónimos, el Palacio de Ajuda, siendo estos lugares los principales atractivos para quienes buscan en Lisboa que ver.

Fuente: Guía de Lisboa